Tarta Sinsin

Tarta Sinsin

PhotoFusion (93)

Bueno… y llego mi cumpleaños! Momento de reflexión y de un mundo de cosas nuevas y buenas. Decidí que este sería el mejor año para mí y mí cuerpo, tomando decisiones sabias alrededor de ello y continuando el  disfrute de encontrarme en esta cajita llamada cuerpo, a una edad que me permite ver las cosas desde otra perspectiva y sentirme con energía suficiente para comenzar proyectos. Hay una frase muy buena de una de las meditaciones que hago: “El cuerpo y el habla son herramientas para ayudar a otros”  Esta frase tiene una sabiduría única y me ha permitido reflexionar mucho en mis no tan buenos momentos. Mientras tengamos cuerpo debemos de cuidarlo y de allí mí decisión de aceptar el cambio en mi estilo de alimentación. He tomado el reto de comer sin nada de azúcar por 6 semanas, aunado también a un cambio completo en mi alimentación. Yo suelo comer bastante sano, de hecho el reto de comer sin azúcar me ha permitido ver que no es lo que más consumimos en casa. Mi problema real son las proporciones: cuando algo me gusta, lo quiero todo! Comer en exceso, sin limitaciones solo porque es muy rico y de paso nutritivo, no es la solución, definitivamente: Si comes como un camionero, te veras como un camionero!  El aprendizaje para mí es de comer poco, sano y sin azúcar… A medida que transcurra estas semanas ya les iré contando cómo me he estado sintiendo, por ahora, el malestar normal de quien empieza a desintoxicarse pero con mucho deseos de hacerlo.

Ahora les digo que empecé con esto justo después de mi cumpleaños por aquello de que si lo haces después de, no será temporal los resultados. Lo más difícil ha sido el cocinar para Con Quinoa ya que debo de preparar esas cositas que a mucha gente les gusta (o les gustaría) probar y que no están en la misma onda que yo, de allí que cuando me propusieron almorzar para mi cumpleaños las Dosa (ver mi publicación anterior) inmediatamente pensé: Uyyyy y ahora como haré con esto! Sabía que podía comer este plato, pero… para la torta de cumpleaños las alternativas no lucían atractivas a mi nuevo estilo: Torta de Queso, Strudel de Manzana, Tarta de Chocolate (una de mis favoritas) y decidí hacer algo yo. Mi esposito, quien me apoya en esto, se ofreció a prepararme el postre, pero (otra vez un pero) él tiene un serio problema, su sangre francesa no le permite olvidarse de las harinas, cremas y azúcares, así que por allí no venía la solución. Entonces, tomé cartas en el asunto y recordando la receta que me enseñó mi hija de la Quiche que publique hace unas semanas, donde la base era con batata, me dije: haré una Tarta de Manzana sana sanita!  Así fue que nació esta Tarta Sinsin. La llamé así porque no lleva harina, ni azúcar, ni huevos, ni mantequilla.

La preparé la misma mañana del almuerzo, no tomé fotos de los ingredientes porque lo hice como para mí pero como resulto tan buena, pues decidí compartirla con uds.

Ingredientes:

100 grs de auyama, pelada y horneada o hervida. Yo la hice al vapor, fue rápido y fácil

1/2 taza de leche de almendras tibia. Pueden usar leche de avellana, soja, coco, leche descremada o simplemente agua. Yo pensé que si la hacía con esta leche era un bono de sabor

3 cucharaditas de linaza

2 cucharaditas de chia

1 cucharada de almendras molida. Pueden usar también el coco molido fino o la harina de Quinoa si lo prefieren. Si no tienen nada de esto, pues usen su harina normal

1/2 cucharadita de canela en polvo para la base y 1/2 cucharadita para el relleno

1/2 cucharadita de especies mixtas molidas: clavo, jengibre, canela. Esto ya viene preparado y se consigue en los supermercados. Si tienen las que se utiliza en la preparación del Pie de Auyama, pues mejor

1 manzana roja y 2 manzanas verdes. La manzana roja es más dulce y lo que trataba era darle el dulzor con la fruta

Preparación:

Precalentar el horno a 180ºC. Esta receta está para un molde de 18 cms. Engrasarlo y dejarlo a un lado. Pueden engrasarlo con el aceite de coco, yo lo hice así.

En la media taza de leche o agua templada, no caliente, añadir la chia y la linaza, revolver y dejar que ambas suelten el gel que producen estas semillas al estar en contacto con los líquidos. Esto se lleva más o menos 10 minutos.

Preparar con la auyama un puré que quede bien suave, no requieren de ningún aparato para esto, es muy poca la cantidad y con un tenedor lo pueden hacer. Añadir al puré el gel de las semillas de chia y linaza, la cucharada de harina de almendras (o de lo que estén usando),  la canela y las especies. Mezclar bien y colocar en el molde, dándole forma con las manos para que les quede parejo. La consistencia de la preparación es suave pero no líquida, por lo que es fácil de manejar y cubrir el molde.

Llevar al horno por 15 minutos o hasta que la base este firme y crujiente. Se vuelve crujiente, se los garantizo.

Mientras está en el horno la base, pelar y cortar la manzana roja y una verde. Deben de cortarla en cubos pequeños porque la idea es hacer una compota o puré de manzana con ellas. Poner las manzanas en una olla pequeña, añadiéndole la 1/2 cucharadita de canela molida. Cocinar por 5 u 8 minutos a fuego medio-bajo, revolviendo constantemente hasta lograr la consistencia de compota con trocitos de fruta. Le pueden poner un toque de jugo de limón para acentuar el ácido a las manzanas, yo no lo hice porque pienso que al no tener azúcar añadida, debemos de evitar opacar el sabor dulzón de la fruta.

Una vez lista la base y aun caliente, colocar la compota de manzana para rellenar. Cortar muy fino la otra manzana verde sin pelar e ir poniéndolas encima del relleno en forma de flor (ver la foto) Terminado esto, llevar al horno a 200ºC por otros 10 minutos, solo para que se cocine la manzana del tope… y listo!  A disfrutar pues!

PhotoFusion (90)PhotoFusion (91)

PENSAMIENTO PARA HOY:

Lo tomé de la película Perfume de Mujer, donde el malhablado pero querido Coronel Frank Slade dijo: “El azúcar es una mierda. Le dije al General Abrams que pusiera miel en los cuarteles. Si un K50 no te vuela los sesos, seguro que lo hará el puto azúcar”

Una canción de mis años mozos, de esas que la tarareas y te traes recuerdos de cuando usabas uniforme e ibas al Liceo con tu hermana. Se la dedico con amor a todas mis amigas y cuates, uds. que la distancia no separa: “La amistad no pide nada a cambio, salvo mantenimiento”. George Brassens. Para uds,  Cuentame, Formula V, 1969

Anuncios
Los higos…

Los higos…

“Años de higos, años de amigos”

En días pasados, recibí una cajita con higos secos y acudió a mi memoria los momentos en que mi abuelita se preparaba para elaborar el dulce de higos. Debo confesarles que nunca me interesó mayormente este dulce, pero siempre desde muy pequeña me gustaron los rituales y mi abuelita tenía el suyo cuando llegaba la hora de preparar el dulce.

Cuando yo la escuchaba que ella le decía a mi papi: – José consígueme el papel de lija fina que quiero hacer dulce de higos, ya allí me alegraba porque sabía lo que venía. Ella se levantaba siempre muy temprano y el día de hacer dulce, después del desayuno, se dedicaba a esta tarea. Buscaba sus implementos, ella tenía aparte la olla de los dulces, al igual que la de hacer el quesillo; el quesillo de mi abuelita no era con leche condensada, era con leche, la mejor leche, azúcar, la cáscara de limón y no recuerdo si usaba la vainilla… pero volvamos al dulce de higo, ella buscaba su silla, se colocaba su delantal, que por cierto lo recuerdo como muy blanco y comenzaba con el trabajo de lijar higo por higo, tengo entendido que el higo viene con una capita de pelusa que debía ser retirada antes de preparar el dulce, por lo menos eso era lo que decía mi abuelita… que de recuerdos!

Hoy en día, viviendo por estas latitudes, he podido comer los higos frescos a mi antojo; no se preparar el dulce, nunca tuve mayor interés de aprender a preparar los dulces criollos y pienso que por rechazar los almibares en que vienen; en cambio las ensaladas que llevan higos y queso de cabra son mis favoritas y los higos secos los aprovecho para endulzar cualquier batido natural ya que los higos son ricos en vitaminas A, C, E y minerales como selenio, zinc, potasio, hierro, magnesio, que nos permiten tener una piel sana, cicatrizando mejor, así como también ayudando a mejorar la circulación y regulando la presión arterial. El potasio que contienen los higos ayuda a regular los flujos corporales y puede ayudar a prevenir las enfermedades reumáticas.

Las dos formas de preparar los higos secos que les enseño hoy, las tomé del blog Ven a La Vera de la Comunidad de Vera de Cáceres, fueron muy sencillas y fáciles… Disfrútenlas!

TORTITAS DE HIGOS SECOS 

http://venalavera.es/blog/receta-de-tortitas-de-higos-secos/

Si bien en este blog no dicen las cantidades, yo hice 100 grs. de higos secos, 1/2 taza de harina con leudante, 1/2 taza de leche y 1 huevo batido.

Este fue mi método para prepararlas: corté los higos y los puse a remojar por una hora en la leche, luego añadí la harina y el huevo, mezclé bien y cociné las tortitas como si fueran panquecas pequeñas (vean la manera de cocción en la receta de las Panquecas libres de gluten,  de la semana pasada por favor).

Nosotros las comimos tibias-calientes en el desayuno y las que quedaron (3 solamente 🙂 ) nos las comimos de merienda frías y estaban realmente deliciosas de esta manera.

PhotoFusion (61)

HIGOS FRITOS O HIGOS REBOSADOS:

http://venalavera.es/blog/receta-de-higos-fritos/

Los preparé tal cual la receta pero dejé los higos remojando por casi cuatro horas, la leche se puso espesa y fue la que usé para preparar la mezcla para rebosarlos.  Si conocen a los beignets, esa especie de buñuelos franceses, pues a esto es lo que sabe una vez que están reposados… Son muy buenos!

PhotoFusion (60)

PENSAMIENTO PARA HOY:

“Se acabaron los higos, se acabaron los amigos” – Refrán popular

Para hoy les dejo esta canción del género de Pop Rock y Gospel Music, The River of Dream, 1993, escrita e interpretada por Billy Joel… me encanta!

Mas arrugado que una pasa…

Mas arrugado que una pasa…

pasitas

Imagínense uds. lo que leí días atrás en las redes, las pasas, esas uvas deshidratadas que son deliciosas y que acostumbrábamos a dárselas a los niños en la merienda, tiene muy buenas propiedades y valen la pena consumirlas a diario en nuestra alimentación sana. Estos son los 10 beneficios para las pasas:

1. Ayudan a regularizar el tránsito intestinal ya que tienen un alto contenido en fibras.
2. Una rica fuente de calcio. Fortifican los huesos y dientes aportando al organismo 40 mg de calcio cada 100 gramos.
3. La uva pasa es anticancerígena. Dentro de su composición posee provitamina A (también llamada beta-caroteno) que estimula en forma natural las células del cuerpo evitando su mutación en cancerígenas.
4. Protegen el corazón ya que, gracias a su alto contenido en fibra, evitan la formación de coágulos en la sangre.
5. Combaten la anemia. Las uvas pasas son una rica fuente de proteínas y hierro. Es un alimento ideal para mujeres, al igual que estos otros:
6. Protegen la vista previniendo enfermedades oculares como las cataratas.
7. Como poseen propiedades germicidas, se utilizan mucho para ayudar a bajar la fiebre.
8. Son antioxidantes.
9. Evitan la formación de calambres y protege tendones y músculos dado su contenido en potasio. Es un alimento muy recomendado para deportistas o personas con alto rendimiento físico.
10. Un antiácido natural. Se utilizan mucho para casos de bulimia donde el organismo, a causa de los auto-vómitos, pierde una gran cantidad de potasio produciendo mayor cantidad de acidez estomacal.
 
Contraindicaciones: Su consumo está contraindicado para aquellas personas con insuficiencia renal.

Estos beneficios los encontré en la pagina de  Facilisimo.com.

… y como me encanta añadir pasas a la comida! imagínense que tuve una época en que le ponía pasas hasta la salsa boloñesa! guaoo, eso ocurrió hace más de 20 años, lo hacía para contrarrestar el ácido de los tomates…

La receta de hoy me la dio mi hija, son unas fáciles y ricas panquequitas libres de gluten y con pasas por supuesto! No necesitan azúcar ni harina, son deliciosas…

También les dejo los link para deshidratar las bananas y preparar las avellanas a fin de molerlas y hacer las harinas. Estas harinas pueden usarla también para acompañar los helados,  poniéndolas en el tope (la de bananas es deliciosa).

PANQUECAS FACILES DE HARINA DE BANANAS LIBRE DE GLUTEN

50 grs de harina de bananas**

1 cucharada colmada de harina de avellanas o almendras***

1 cucharada de coco rallado

1 taza de leche de almendra o cualquiera que estén usando

1 huevo

1 cucharada de pasitas (uvas pasas)

1/2 cucharadita de canela en polvo

1/2 cucharadita de polvo de hornear libre de gluten

1 cucharada de aceite de coco para freír las panquecas

** La harina de bananas se hacen moliendo las bananas secadas al sol o al horno, de las que conseguimos en las tiendas naturistas. También pueden hacerlas uds mismos, secando la banana en el horno, para esto pueden ver el proceso en el siguiente link 

http://es.wikihow.com/deshidratar-bananas

Molerla es lo más sencillo, si tienen Thermomix es en poco segundos pero si no, con un molinillo para café es lo más aconsejable. No prueben con la Molinex porque no les quedará como harina, será muy tosco el resultado.

*** La harina de avellanas o almendras es también muy fácil de hacer, se logra moliendo estas frutas secas, pero deberán de quitarle antes la piel y pueden ver en este link como hacerlo

http://cocinasanayfacil-ruqui.blogspot.co.uk/2013/11/como-pelar-avellanas-facilmente.html

http://cocinasanayfacil-ruqui.blogspot.co.uk/2011/10/como-pelar-almendras-facilmente.html

PREPARACION: 

Mezclar todos los ingredientes en un bol mediano, dejar reposar por 5 minutos.

En una sartén que no pegue, colocar 1/4 del aceite de coco y ponerlo en una hornilla a fuego mediano-bajo. Cuando esté caliente, poner cucharadas de la mezcla dentro de la sartén. Las panquecas  estarán listas para voltearlas  cuando empiecen a observar las burbujas y la parte inferior es de color marrón. Voltear la panqueca y cocinar por 20 a 25 segundos. Estas panquecas son sin gluten por lo que es posible que se rompan muy fácil mientras se cocina, así que les recomiendo hacerlas pequeñas para que sea más sencillo el proceso y no correr el riesgo de que se les rompa. También le pueden añadir una cucharada rasa de harina de Quinoa o harina sin gluten, si prefieren que tengan “más cuerpo” y sean más firmes. Si las panquecas se pegan cuando las quieren sacar o voltear, por favor vuélvanle a poner un poco más de aceite al sartén  antes de colocar la siguiente panqueca.

Son ideales para desayunar. Yo las comí en el desayuno solas porque son riquísimas, pero pueden servirlas con sirope de Maple, sirope de papelón o panela, crema o con nata.  Espero la puedan disfrutar tanto como yo…

PhotoFusion (55)

 

 

PENSAMIENTO PARA HOY:

“La buena comida se anuncia a la nariz desde la cocina” – Anonimo

 

Musica de fin de semana, Red Red Wine, versionado por los chicos de UB40 (ya no tan chicos). Este tema fue escrito por Neil Diamond en 1967 y una de las mejores versiones para mi es la de ellos…